Colocar estores: guía de instalación

¿Al fin te has decidido a vestir las ventanas de tu dormitorio, el salón o la cocina? Es muy probable que hayas optado por colocar un estor: una forma cómoda y bonita de regular la luz a la vez que decorativa. Pero, ¿tienes dudas sobre cómo colocar estores? ¡Aquí las resolvemos! Encontrarás una guía paso a paso sobre cómo elegir el estor adecuado y cómo instalarlo en un abrir y cerrar de ojos.

Aspectos a tener en cuenta antes de elegir un estor

Antes de comprar un estor debes considerar primero la cantidad de luz que quieres que entre a la estancia. Una vez sepas lo que quieres puedes elegir entre la gran variedad de colores, medidas, estampados y materiales (algunos más indicados para unos espacios u otros). También son un buen recurso para combinar con un segundo cortinaje.

Por otra parte, debes de tener en cuenta el tamaño de las ventanas, el espacio entre final de la ventana o puerta y techo y el tipo de ventana: 

Si no dispones de persianas y lo que buscas es poder aislar la habitación de la luz exterior necesitarás un estor enrollable opaco.

Los estores disponen de unas medidas universales por su sistema de recogida. Mide la anchura de la ventana o puerta que deseas tapar con el estor y elije la medida que mejor le vaya. Puedes ajustarte al ancho concreto o buscar una medida superior que la oculte mejor. Todo dependerá del espacio donde vaya a ir instalado y tus preferencias de diseño.


Tipos de estores

Hay dos tipos de estores, los enrollables y los plegables:

  • los enrollables tienen un diseño circular en la parte superior y con un sistema de cadena se enrolla o desenrolla.
  • los estores plegables tienen un sistema de cuerdas que van haciendo pliegues y quedan en un único pliegue en la parte superior.

Elegir entre estos dos tipos va en función de gustos aunque por líneas generales los plegables son más empleados en estilos más rústicos y los enrollables para espacios más modernos debido a su diseño.

Además del diseño enrollable o plegable, existen otras características que deberías tener en cuenta, como por ejemplo la cantidad de luz que deseas que entre en la estancia y el estilo que mejor combina con el ambiente.

Para ambientes más rústicos tienes disponible una amplia gama de estores de bambú, en tono natural, de colores o multicolor.

Y dentro de la gama de estores enrollables puedes elegir entre translúcidos, de noche y dia, u opacos. Si lo que necesitas es un pequeño estor directo a la ventana o puerta puedes encontrar modelos enrollables con el sistema Fix and Clip que no necesita taladro.

Guía de instalación: ¿cómo colocar estores?

Colocar estores es sencillo y necesitarás pocos materiales para hacer la instalación: 

El resto de componentes necesarios para su instalación suelen estar incluidos.

Cómo colocar estores

  1. Saca el estor del embalaje

    Mira que no se haya soltado ninguna pieza en su transporte y comprueba que el mecanismo funciona perfectamente. Muchos de nuestros estores tiene la posibilidad de cambiar el lado de la cadena para subir o bajarlo. Ten en cuenta esto a la hora de colocar el mecanismo en el lado correcto y más accesible.

  2. Presenta el estor donde hayas decidido colocarlo

    Presenta el estor donde hayas decidido colocarlo y marca con un lápiz los agujeros donde deben ir los tornillos.

  3. Realiza los 4 agujeros

    Guarda momentáneamente el estor y con un taladro con la broca indicada para la medida del taco realiza los 4 agujeros. Al taladrar es posible que salga polvo rojizo que puede manchar nuestra pared, un truco de los manitas más curiosos es pegar un sobre o un papel doblado hacia arriba debajo de donde vayamos a realizar el agujero, así ese polvo se quedará dentro y apenas tendrás que limpiar después.

  4. Coloca los tacos, presenta el estor y fijalo con los tornillos

    Coloca los tacos, presenta el estor y fijalo con los tornillos. Puedes emplear tanto destornillador manual como eléctrico.

Como ves, colocar estores es más fácil de lo que parece y el resultado viste tanto la estancia que no querrás que ninguna de tus habitaciones tengan las ventanas desnudas. Solo debes elegir el diseño y características que mejor se adecuen a tus necesidades y el espacio parecerá otro.

New Call-to-action

¿Te ha sido útil esta publicación?

¡Clica para valorar!

Puntuación media 0 / 5. Total votos: 0

¡Todavía no hay votos! Se el primero en valorar esta publicación.

Artículos relacionados

Deja un comentario

No hay comentarios

Todavía no hay ningún comentario en esta entrada.

section-background
Suscríbete al blog