Cómo purgar el radiador para que caliente bien este invierno

Seguro que te interesa saber cómo purgar el radiador, Si tu calefacción no funciona todo lo bien que debiera. La realidad es que la temporada de invierno cada vez está más cerca y, para entonces, toca tener lista la calefacción, y este año, más que nunca. Debido al alto precio de la energía, lo más aconsejable es que nuestros radiadores tengan un rendimiento óptimo para evitar malgastar energía.

New Call-to-action

Durante la primavera y el verano pueden formarse bolsas de aire en el circuito de la calefacción de agua caliente, lo que produce una disminución del rendimiento de la calefacción. Por lo tanto, es indispensable aprender cómo purgar el radiador. Debes saber que hay dos tipos de purgadores: automáticos y manuales. Los primeros no necesitarían de nuestra manipulación, ya que expulsan por sí solo el aire, pero en los manuales sí es necesario realizar este proceso.

Por qué hay que purgar los radiadores

El principal motivo por el que es necesario purgar los radiadores es por el aire que se acumula en su interior, lo que provoca que no pueda circular libremente por todo el sistema. De esta manera, el calor se reparte por el radiador de forma uniforme y se optimiza su rendimiento. Esto se traduce en ahorro energético y en una calefacción que funciona perfectamente.

Por qué hay que purgar los radiadores

¿Cómo saber cuándo hay que purgar los radiadores?

Si quieres saber cómo purgar el radiador, seguro que te preguntas cuándo hay que hacerlo. Pues bien, lo cierto es que se puede realizar en cualquier momento, pero lo más recomendable siempre es hacerlo unas semanas antes de la temporada de frío, o dependiendo de cuándo comiences a utilizarla. En definitiva, hacerlo poco antes de comenzar a usar la calefacción a diario y, así, evitar perder eficiencia y dinero.

Pero, si no sabes si debes purgarlo o no, debes fijarte en algunos detalles, por ejemplo, si no proporciona todo el calor que solía dar, o si al tocar la parte superior del radiador, no está caliente como la parte inferior. Entonces, es el momento de purgar los radiadores.

Cómo purgar el radiador, paso a paso

Es importante tener en cuenta 3 aspectos antes de aprender cómo purgar el radiador. ¡Toma nota y aprende!

  • La presión de la caldera.
  • La temperatura del agua del radiador.
  • La llave del agua.

A continuación, te indicamos cómo realizar el proceso de una forma fácil:

  1. Comprueba la instalación, es decir, enciende la calefacción como siempre.

    Una vez que esté en marcha, verifica si, al pasar la mano por la parte superior, está más fría que la parte inferior; si es así, entonces debes purgarlo. También es importante comprobar que la caldera tenga suficiente presión.

  2. Empieza por el radiador que esté más cerca de la caldera.

    Los pasos debes realizarlos desde el radiador más cercano al más lejano, siguiendo el flujo del agua.

  3. Purga el radiador.

    Para ello, necesitarás un recipiente, un destornillador y un paño por si se vierte agua. Para comenzar, coloca un recipiente bajo la llave por donde saldrá el aire, y luego el agua. Luego, gira la llave con el destornillador hasta que comience a salir el aire. Una vez que el chorro del agua sea uniforme, ya puedes cerrar la llave.

  4. Una vez hayas purgado todos los radiadores de la casa,

    debes revisar que la presión de la caldera se sitúe entre 1 y 1,5 bares.

  5. ¡Y a disfrutar de la calidez de tu hogar!

Cómo purgar el radiador, paso a paso

Ahora que ya sabes cómo purgar el radiador, no te olvides de hacerlo antes de que comience el invierno, y así puedas disfrutar de la calefacción y, sobre todo, no derrochar energía. Además, recuerda que en BAUHAUS puedes adquirir los purgadores automáticos para olvidarte de esta tarea cada año.

New Call-to-action

¿Te ha sido útil esta publicación?

¡Clica para valorar!

Puntuación media 4.5 / 5. Total votos: 2

¡Todavía no hay votos! Se el primero en valorar esta publicación.

Artículos relacionados

Comparte tu experiencia

No hay comentarios

Todavía no hay ningún comentario en esta entrada.

section-background
Suscríbete al blog