Cómo tapar la vista del vecino: ideas para el jardín o la terraza

¿Necesitas ideas para saber cómo tapar la vista del vecino o los transeúntes en tu terraza o jardín? Pues has llegado al sitio apropiado porque te vamos a explicar todas las instalaciones para ganar intimidad en tu hogar, desde la más sencilla y económica a la más sofisticada. Además, te explicaremos los sistemas de ocultación más adecuados para cada tipo de espacio.  Tratar de disfrutar de los espacios al aire libre de una vivienda cuando se siente que falta intimidad puede resultar incómodo, y disuadirnos de salir a la terraza o al jardín. Por eso, cuando llega el buen tiempo y nos disponemos a pasar mucho más tiempo en el exterior, no queda más remedio que buscar cómo tapar la vista del vecino con las mejores soluciones de ocultación para jardines. 

Celosías decorativas y de madera 

Es una instalación muy sencilla que permite delimitar el espacio, lo decora y oculta nuestra casa de las miradas indiscretas. Las geometrías que conforman estas estructuras de chapa, polipropileno  o madera distraen la vista e impiden ver por completo lo que ocurre al otro lado. Las celosías decorativas y de madera se pueden combinar con alguna planta trepadora para asegurar aún más la privacidad.

Las celosías de madera formadas por lamas horizontales prácticamente ocultan la visión, por lo que son una solución muy acertada para aquellos que no saben cómo tapar la vista del vecino o los transeúntes fisgones; pese a que están hechas de madera tratada, conviene cerciorarse de si necesitan algún mantenimiento anual para mantener su color y brillo. 

 

¿Quieres un consejo? La celosía blanca oculta mejor que las oscuras, como negro, verde o antracita, por su capacidad de reflejar el sol.
New Call-to-action

Mallas de vegetación artificial 

Este tipo de mallas simulan un entorno vegetal muy verosímil, sin necesidad de mantenimiento como ocurriría con un jardín vertical auténtico. Suelen imitar el césped o incluso hojas de algunas plantas, como el jazmín, la hiedra, etc. pero es conveniente elegir calidad por encima de precio, ya que su exposición a la intemperie hace que sufra los estragos de la exposición solar en los meses de más calor. 

No obstante, el seto artificial es una buena solución, que puede durar muchos años sin que se manifieste el deterioro (decoloración), especialmente si está situada en una zona que se mantiene en sombra la mayor parte del día. Si lo que quieres es saber cómo tapar la vista del vecino con una solución estética, las mallas de vegetación artificial son tu mejor alternativa.

Este tipo de mallas simulan un entorno vegetal muy verosímil, sin necesidad de mantenimiento como ocurriría con un jardín vertical auténtico. Suelen imitar el césped o incluso hojas de algunas plantas, como el jazmín, la hiedra, etc. pero es conveniente elegir calidad por encima de precio, ya que su exposición a la intemperie hace que sufra los estragos de la exposición solar en los meses de más calor. 

No obstante, el seto artificial es una buena solución, que puede durar muchos años sin que se manifieste el deterioro (decoloración), especialmente si está situada en una zona que se mantiene en sombra la mayor parte del día. Si lo que quieres es saber cómo tapar la vista del vecino con una solución estética, las mallas de vegetación artificial son tu mejor alternativa.

Rollos de fibras naturales o artificiales

Los rollos de fibras naturales como las vallas de cañizo, brezo o mimbre son una solución especialmente sostenible, que puede conseguir un nivel de privacidad para tu jardín muy aceptable, especialmente si luego permiten que las plantas trepadoras completen la función de ocultación deseada. También existe la versión en fibra artificial, que suele ser una imitación de cañizo o persianilla en plástico. Los más ecológicos, no deben dejar de ver esta malla de ocultación de brezo eco.

Son fáciles de engarzar a la valla metálica o la verja mediante bridas de plástico o alambre plastificado. Además, en terrazas con barandilla, es una buena solución para que niños y mascotas no decidan asomar la cabeza entre los barrotes, con el peligro que ello supone.

Mallas de sombreo o de ocultación

Son una alternativa socorrida y económica para protegerse de la vista de vecinos o extraños, además de proteger de los rayos solares si se sitúan sobre pérgolas. No son muy adecuadas si vas a plantar enredaderas, ya que no podrán adherirse a sus fibras de plástico, salvo que agujerees las mallas de sombreo. Además, toman mucha temperatura con el sol, lo que puede dañar las hojas de las plantas, aunque no las de las coníferas, muy resistentes. Las hay en diferentes colores, normalmente en tonos que se camuflan bien con el entorno como negro, verde oscuro o marrón.

Ya has visto las características de todos los sistemas de ocultación. ¿Has pensado ya cuál es la mejor opción para tu jardín o terraza? Si aún no lo tienes decidido, no dudes en pasar por tu centro BAUHAUS más próximo, con las medidas que necesitas, y pedir asesoramiento al equipo de Jardín.

New Call-to-action

¿Te ha sido útil esta publicación?

¡Clica para valorar!

Puntuación media 5 / 5. Total votos: 3

¡Todavía no hay votos! Se el primero en valorar esta publicación.

Artículos relacionados

Comparte tu experiencia

No hay comentarios

Todavía no hay ningún comentario en esta entrada.

section-background
Suscríbete al blog