Enfermedades fúngicas del césped y cómo combatirlas

Una de las mayores amenazas para cualquier césped se presenta de forma bastante discreta: las enfermedades fúngicas del césped son un problema masivo, ¿cómo combatirlas?

Lo más insidioso de las enfermedades fúngicas del césped es que su aparición son inicialmente difícil de reconocer. Esto se debe a que los hongos se encuentran de manera regular en el suelo y esperan las condiciones adecuadas, como el viento y la lluvia, para extenderse. Una vez se ponen en marcha, estos atacan a las plantas más debilitadas.

Al principio, sólo se tratan de zonas pequeñas del césped, pero, cuando la enfermedad se extiende es necesaria una intervención más masiva. La causa más común de la infestación de enfermedades fúngicas del césped es la carencia de nutrientes en él. Para evitarlo, es importante usar abono para césped.

Importante: durante las lluvias intensas, los nutrientes del césped pueden ser arrastrados. En tales circunstancias, es recomendable añadir una pequeña cantidad de fertilizante; también puedes usar abono orgánico.

New Call-to-action

Las 6 enfermedades fúngicas del césped más comunes

Moho de la nieve (microdochium nivale)

El moho de la nieve se caracteriza por las zonas huecas, grises y redondas dañadas y zonas podridas y húmedas. Los círculos huecos suelen tener un diámetro de 5 a 25 centímetros.

Situación inicial: el moho de la nieve es una de las enfermedades fúngicas del césped que aparecen, principalmente, en otoño e invierno a temperaturas de 0 a 8 °C. Los principales causantes son la lluvia y/o la alta humedad existente. Este hongo está extendido siempre en el suelo, por lo que existe un riesgo especialmente alto bajo la capa de nieve.

¿Cómo combatirlo? Como medida preventiva, y siempre que sea posible, se debe evitar al máximo el encharcamiento y el aumento de la humedad en el suelo. Esto se consigue escarificando de manera regular. Una aplicación de abono en otoño con potasio y magnesio hará que el césped sea más resistente a las enfermedades fúngicas del césped en la fase crítica del invierno.

Mancha de dólar (sclerotinia homoeocarpa)

Las manchas de dólar es una de las enfermedades fúngicas del césped totalmente opuestas al moho de la nieve: es una enfermedad mucho más pequeña, que suele aparecer en verano y aparecen del resultado del estrés que sufre el césped de la sequía. Las manchas suelen tener un diámetro de, aproximadamente, 1-3 centímetros y se distingue claramente de las hierbas sanas por su coloración clara; estas manchas suelen tener también una capa blanca de hongos por la mañana.

Situación inicial: las manchas de dólar suelen aparecer con temperaturas más elevadas, de entre 25 a 30 °C; otros factores favorables para la aparición de esta enfermedad son la sequedad del suelo y la carencia de nutrientes.

¿Cómo combatirlo? El suministro suficiente de nutrientes en verano y evitar el estrés por sequía son los mejores métodos preventivos para estas enfermedades del césped. También es aconsejable evitar el riego por la noche y el aireo del césped regular

Enfermedades de la roya (puccinia)

El óxido es muy fácil de reconocer por todos, por lo que no será muy difícil de reconocer en la hierba: aparecen pústulas de color amarillo-marrón a negro en la hierba; también se forman zonas amarillas y marchitas en el césped.

Situación inicial: la enfermedad de la roya es otra de las enfermedades fúngicas del césped que aparece en verano. El clima persistente cálido, de entre 20 y 30 °C, así como la falta de nutrientes y agua, favorecen la infestación de esta enfermedad.

¿Cómo combatirlo? La mejor solución es mejorar las condiciones generales de césped: por un lado, manteniendo un suministro constante de nutrientes con la ayuda del abono y, por otro lado, mantener el césped suficientemente húmedo. También ayuda airear el césped y (siempre que sea posible) evitar una sobreexposición de sombra en el césped.

Antracnosis (Colletotrichum cereale)

Los síntomas típicos de la antracnosis son lagunas en el crecimiento del césped, un crecimiento reducido y manchas amarillas además de la decoloración que puede podrir las raíces.

Situación inicial: la antracnosis es de las enfermedades fúngicas del césped que puede surgir durante todo el año. El revestimiento que se produce se asemeja al hollín.

¿Cómo combatirlo? Sólo se da en céspedes debilitados, desnutridos y/o mal cortados; por ello, el mantenimiento básico del césped es suficiente para combatirlo.

New Call-to-action

¿Te ha sido útil esta publicación?

¡Clica para valorar!

Puntuación media 5 / 5. Total votos: 2

¡Todavía no hay votos! Se el primero en valorar esta publicación.

Artículos relacionados

Comparte tu experiencia

No hay comentarios

Todavía no hay ningún comentario en esta entrada.

section-background
Suscríbete al blog